lunes, 24 de mayo de 2010

¿Desde cuando... santo Domingo?

El 24 de mayo, la Familia Dominicana celebra la Fiesta de la Traslación de Santo Domingo, su fundador y considerado en la Iglesia como el Doctor de la Verdad. Aunque hay explicaciones magistrales sobre el sentido de esta fiesta, de ella puede llamar la atención a quien no conozca de cerca la historia de los predicadores fundados en 1216 que pone de manifiesto que en los años siguientes a la muerte del santo no se le prestó a este una atención detallista ni apropiada.

Hoy ese problema está, afortunadamente, más que superado. Sin embargo, la figura de Domingo sigue siendo inspiradora para sus hijos, fiel a su promesa, no sólo por la genialidad de su intuición carismática sino porque su vida sigue aportando interesantes interrogantes de los que hoy se pueden seguir bebiendo para estudiar su espiritualidad.

De ellos me voy a quedar con el proceso espiritual que vivió Domingo en los difíciles años que pasó en el sur de Francia y en los que fue capaz de gestar una propuesta evangélica expresada a través del carisma de la predicación y posteriormente institucionalizada en la Orden de Predicadores.

¿Desde cuándo se puede decir que Domingo es un predicador? ¿Desde cuándo surgió en su cabeza la idea de la Orden de Predicadores? ¿Fue Domingo un predicador o un dominico “in pectore” durante varios años? ¿En manos de quién profesó Domingo para sentirse llamado a dinamizar la “Santa Predicación”? ¿Por qué en los primeros años de la Orden dominicana la profesión de los frailes era definitiva tan sólo un año después de haber tomado el hábito?

Sea cual sea la verdad de todo esto, aprovecho esta fiesta para felicitar a toda la Familia Dominicana, a todos los dominicos y dominicas del mundo, especialmente a los que por diversas causas son también hoy, ochocientos años después, dominicos y dominicas “in pectore”.

Con cariño, dejo aquí un vídeo sobre Santo Domingo.

¡Feliz día de la Traslación de Santo Domingo!

No hay comentarios:

Publicar un comentario