miércoles, 4 de enero de 2012

Confianza para el 2012

La felicitación navideña de Predicablog ponía el énfasis en la confianza. Si miramos bien a nuestros deseos, proyectos y propósitos para el Año Nuevo, una vez más, la confianza ocupa un lugar imprescindible en ellos. Así pues os deseo CONFIANZA para el Año Nuevo 2012...

CONFIANZA en que el destino del año no sea haberlo superado,
sino haberlo vivido y disfrutado.

CONFIANZA en que el recuerdo de los que se marcharon en años pasados,
nos estimule a honrar su memoria viviendo como tenemos que vivir.

CONFIANZA en que las crisis y las dificultades por muy graves que parezcan,
nunca pueden ser mayores que el afán de superación y la fortaleza del corazón humano.

CONFIANZA en que los retos y sueños que nos proponemos,
son más asequibles si ponemos todo nuestro empeño en ellos (y si nos dejamos ayudar)

CONFIANZA en que el que siembra acaba recogiendo,
por lo que podemos estar alegres tanto en la siembra como en la cosecha.

CONFIANZA en que aparecerán nuevas personas en nuestra vida que la convertirán aún en algo mucho más interesante.

CONFIANZA en que la marcha de otras personas será el comienzo de un tiempo de esperanza en un reencuentro más gozoso.

También, la CONFIANZA de hacer lo posible y lo imposible por estar a la altura de tus expectativas y necesidades, sabiendo que tú también lo harás con las mías.

Y sobre todo, la grandiosa CONFIANZA de estar formando parte de un gran proyecto, la vida,
del que somos albañiles que escudriñan los planos de Dios, el gran Arquitecto.


A TODOS, ¡Feliz Año Nuevo 2012!

No hay comentarios:

Publicar un comentario